Liga Galvense: se postergó la segunda final entre Santa Paula y Unión

La decisión de suspender la segunda final entre Santa Paula y Unión, que se debía disputar el próximo domingo, se conoció esta tarde tras recibir la información proveniente de la policía sobre la cantidad de adicionales y requerimientos para que el equipo celeste pueda jugar de local en el Rubén “Peno” Pérez.

A media mañana, se supo extraoficialmente que la fuerza recomendaba la contratación de 50 adicionales y que el predio no estaría en condiciones para disputar este partido “excepcional”. El jefe de la Comisaría 2a., Leonardo Goldy, aclaraba a los medios que “todavía no hay nada definido, es algo que se tiene que conversar”, pero la realidad indicaba que en un comunicado enviado por la Departamental de Policía, las instalaciones de la cancha azul no serían aptas para este tipo de encuentro.

Jorge Durante, presidente de la subcomisión de fútbol del club, explicó en “Una tarde especial”, en FM 105.3, que “nos reunimos con el comisario, quien nos manifiesta que necesitábamos 50 policías y que la cancha estaba descartada para jugar la final, y que estaba analizando cuál era la más segura que tenía la Liga y que creía que la del Sporting sería la indicada”.

De todas formas, Durante aclaró que “no aceptamos ninguna de las dos cuestiones… Nos parece que 50 es un número muy elevado y eso no quiere decir que todo va a salir bien, y lo que más nos preocupa es que a la cancha se le han hecho muchos avances y no hubo problemas con nuestra parcialidad. Hicimos un esfuerzo muy grande y que te digan eso, es un golpe bajo muy grande”.

El texto recibido por Santa Paula marca algunos puntos que debe mejorar en el predio, por lo que “haremos lo posible para arreglarlos porque de ninguna manera la queremos perder”.

La nota en cuestión, expresa que “por disposición de la superioridad del Departamento San Jerónimo del Torneo de la Liga Galvense entre Santa Paula y Unión de Bernardo de Irigoyen el domingo 27 debido a la carencia de seguridad de su estadio dado el estado de la estructura del cerco perimetral, la precariedad en todos sus laterales y el frente a ambas hinchadas, ubicación de los vestuarios de los jueces del encuentro con el equipo local, como así con el público local, como así también los últimos hechos de violencias vividos, se dispuso que el encuentro no se juegue en la mencionada cancha bajo ningún punto de vista”.

Durante añadió que “mañana pediremos reunirnos con los agentes policiales y la comisión directiva de la Liga en el predio para conocer cuáles son los trabajos que deberemos hacer para jugar de local”.

Mientras, se tomó la decisión de posponer una semana el partido. Y puntualizó que “de no permitirnos jugar de local, no nos presentaremos y eso no será una mancha para el club, sino para toda la Liga Galvense, porque nadie quiere terminar un campeonato sin jugar una final”.

POSIBLEMENTE LE GUSTARA TAMBIÉN